iPhone en la empresa

Kids Crooked House

Una misión lúdica, patrocinada por iPhone.

En 2005, Glen Halliday estaba preocupado: sus hijos pasaban mucho tiempo en el sofá. Pero Halliday pensó que si podía crear algo lo suficientemente atractivo, podía sacarlos a jugar con su imaginación. Entonces, entró a su carpintería y salió con una muy colorida e irregular casa de juegos, como sacada de las caricaturas. Sus hijos quedaron encantados — y también la familia, los amigos y vecinos.

Así nació la empresa de Halliday, Kids Crooked House. Dos años después, cuando una iniciativa de mercadeo provocó una lluvia de pedidos, Halliday se pasó al iPhone.

Halliday experimentó un cambio inmediato en la funcionalidad. “Con el iPhone, inmediatamente noté una diferencia en comparación con el resto de los dispositivos móviles que alguna vez usé”, dice, “en cuanto al uso, y el modo en que puede integrarse a la empresa. Con iPhone, realmente podemos concentrarnos en la empresa y ser tan productivos como nos sea posible”.

Manteniendo el rumbo

El iPhone se distinguía de otros dispositivos ampliamente, en otro sentido: permitió a KCH desarrollar apps personalizadas para gerenciar su empresa. En primer lugar, se encuentra KPI, o Key Performance Indicators, que permite a Halliday y su equipo registrar las métricas del sitio web de KCH.

“En cualquier momento”, dice Halliday, “puedo darle un toque a KPI en mi iPhone para ver dónde estamos en el tráfico web, qué clases de conversiones nos están llegando, y qué clase de pedidos recibimos, ya sea por catálogo o B2B.”

Y cuando KCH lanza una nueva campaña o hace una campaña de captación, KPI también puede registrarlo. "Puedo poner ese ítem de línea y mirar como suben o bajan las conversiones de un vistazo", dice Halliday. "Y esto sale de un informe diario, semanal o mensual que puedo verificar donde sea que esté".

Además de KPI, Kids Crooked House desarrolló una app que se llama KCHQ para registrar la gestión de proyectos. “Cuando sale un proyecto, lo ingresamos a la base de datos, y se pone en cola,” explica Halliday. “De ahí, pasa a la etapa de producción y luego se envía. Entonces, puedo buscar en nuestra app para iPhone, y me dice en qué parte del proceso se encuentran nuestros proyectos.”

Una experiencia visual

Entre las funcionalidades clave de iPhone en Kids Crooked House, se encuentra la pantalla de 3.5 pulgadas, especialmente porque los productos de KCH son visualmente atractivos. “Tener el iPhone a mano cuando estamos conversando con clientes nos ayuda mucho, a todos”, dice Halliday. "Les mostramos diferentes ideas, productos y combinaciones de colores".

“Nuestra marca es visual” agrega Rich Rico, socio de KCH. “Todo se reduce a los colores, el diseño y los ángulos ondeados y torcidos. Lo sorprendente del iPhone es que puedo ver grandes archivos PDF enviados por Glen, añadir mis comentarios, y reenviar el archivo inmediatamente por correo electrónico. Y en minutos, estamos haciendo importantes cambios en el diseño y cumpliendo mejor con las necesidades del cliente".

Halliday y su equipo también usan la cámara del iPhone para capturar inspiración. “Amanda Pike, vicepresidente de Operaciones y Ventas, puede salir a buscar accesorios, tomar una foto, enviármela para que la apruebe, y comprar en el acto”, dice Halliday. "O yo puedo estar dando vueltas, ver un color que me parece bien o una escena que funciona, y enviársela a Amanda. Y ella puede dársela a los chicos para que entiendan lo que tengo en mente para la construcción".

De hecho, Halliday ve el iPhone como una "ventana hacia la imaginación". "Puedo entrar en línea, ver distintas imágenes y grabarlas para lograr inspiración. Me permite usar una app, llamada iBlueSky, para anotar todo lo que se me ocurra y así organizar mis nuevas ideas. Y luego, llevar esa inspiración al cliente, a los niños".

Inmersos en apps

Ahora que ya han estado unos años con el iPhone, Halliday y su equipo están inmersos en apps, con una larga lista de ellas de las que su empresa no puede prescindir.

"Usamos la app Carpenter en muchas instalaciones en sitio", dice Halliday. “Hace que nivelar y lograr los ángulos sea muy simple. Evitamos tener que traer toneladas de herramientas al lugar de trabajo". Cuando trabajamos con clientes internacionales, ellos confían en You Convert Pro, una app para conversión de moneda, y Word Power, una app para traducir frases.

"Muy frecuentemente me encuentro en la carretera y la app Dragon Dictation es extremadamente útil", dice Halliday. "En lugar de tener que parar y tipear, puedo seguir en movimiento, grabar lo que se me ocurre, y enviarlo a quien sea por mensaje de texto o correo electrónico".

Halliday y su equipo usan Travelocity y Kayak para reservar viajes y WeatherBug para verificar las condiciones previas al arribo. "Hacemos instalaciones al aire libre por todo el país", dice Halliday", y eso nos permite saber con sólo un vistazo para lo que debemos prepararnos".

Amanda Pike, vicepresidente, confía en una app llamada Time Master para que la ayude a manejar múltiples elementos en un proyecto. "Puedo registrar el tiempo por tarea — diseño, carpintería y entrega. Además puedo registrar los gastos. Así, cuando estamos trabajando afuera, podemos registrar los costos y las millas. Y todos esos elementos pueden sumarse al proyecto final y ayudarnos a mantenernos dentro del presupuesto".

Una vez que los paquetes se envían, Pike hace clic en UPS para seguir su progreso. "No es un paquete pequeño, entonces los clientes siempre quieren saber dónde está", añade. “Y con la app UPS en el iPhone, lo puedo averiguar en cualquier momento y desde cualquier parte”.

En su opinión, Pike encuentra en el iPhone todo lo que necesita, en un dispositivo simple. "Lo que más me gusta del iPhone es que es todo. Puedo hacer todo con él. Puedo enviar correos electrónicos a los clientes, llamarlos, enviarles mensajes de texto. Puedo manejar mis horarios, facturar, y registrar los gastos. Puedo manejarlo todo con el iPhone".

Visión general de la compañía

  • 7 empleados
  • Con sede en Portland, Maine
  • www.kidscrookedhouse.com
  • Kids Crooked House ha sido publicada en Extreme Makeover: Home Edition, DIY: King of Dirt, y Jon and Kate Plus 8.

"Como pequeña empresa, nos aseguramos de que cada centavo que gastamos tenga su retorno. Y esa es la razón por la que invertimos en tecnología como el iPhone. Nos ayuda a ser móviles, estar conectados y actualizados".

Rich Rico, director de Mercadeo


"Lo que el iPhone me permite hacer, básicamente, es tener la empresa en el bolsillo todo el tiempo".

Glen Halliday, CEO


"Lo que más me gusta del iPhone es que es todo. Puedo enviar correos electrónicos a los clientes, llamarlos, enviarles mensajes de texto. También puedo manejar mis horarios, facturar, y registrar los gastos. No hay nada realmente que no pueda hacer".

Amanda Pike, vicepresidente

Una app para el juego activo

Kids Crooked House ha tenido mucho éxito utilizando las apps personalizadas internas para iPhone. Y ahora, están desarrollando una app para el uso público: una app de juego activo llamada Kids Crooked House Active Play. Halliday explica: "Le da a los padres ideas de juego activo, según el clima. Generar ideas para que padres y niños jueguen juntos, o para que los niños salgan a jugar solos o jueguen activamente en casa. Es un modo de mantener a los niños activos en lugar de tirados en el sofá”.